BALÓN DE ORO PARA EL REY DEl FOOTBALL ASSOCIATION


Leo Messi, una pulga, 1´69 metros de clase y calidad, se ha coronado nuevo rey del deporte más practicado en el mundo. Por supuesto muy merecido, merecidísimo, hablamos del Balón de Oro con mayor número de votos recibidos en la historia, fue elegido por el 98% de los votantes. Todo lo que toca, lo convierte en Oro, emuló a Maradona con aquel gol al Getafe, también fue repetida por el argentino la mano de Dios y además el joven futbolista es tan especial que aún siendo eso, una pulga, el gol más importante de su carrera lo anotó de cabeza.

Su fútbol es electrizante y espectacular como el de todo crack mundial, pero el argentino se distancia de esos futbolistas ególatras que sólo actúan por el bien y el lucimiento personal. Messi podría ser individualista y hacer siempre virguerías, para eso es el número 1, sin embargo en la prolífera cantera de La Masía, la cual acogió al muchacho cuando era un crío y tenía problemas graves de crecimiento, le contagiaron de espíritu solidario. Antes que su propio lucimiento, está el equipo.

El fútbol tan primitivo que no acepta las nuevas posibilidades de las tecnologías, en su origen se postuló con un nombre: "Football Association" que emana de los principios fundamentales del deporte mayoritario, la solidaridad y el compañerismo. El nuevo rey del deporte rey, Leo Messi, es por fin un hombre fraternal y humilde, de extremada tímidez, todo su descaro lo descarga en el terreno de juego. Y muy pequeño, muy poca cosa, muy renacuajo, de cuerpo menudo.

Para ser rey del fútbol sólo hace falta ser un genio. Messi lo es, un genio solidario. Un buen trozo de este Balón de Oro les pertenece a dos futbolistas culés Xavi e Iniesta. Tres canteranos, Tres barcelonistas, uno de Barcelona, Xavi, otro de Fuentealbilla, Iniesta y el actual Balón de Oro de Rosario. Si eso no es ser universal que nos explique Valdano sus fundamentos.

Con uno de estos tres, el juego sería maravilloso y extraordinario, pero estos tres unidos componen un orgasmo para el deporte del balompié. Este Barcelona es pura leyenda, un mito del fútbol ya, que pasará a la historia canonizada del deporte. Fiel a un estilo que procede de los genes blaugranas, del Més que un club que lleva la elegancia, el espectáculo, el arte, a rangos insospechados.

Dentro de diez años, de veinte años, de medio siglo se hablará de Iniesta, Xavi y Messi y se les recordará con una sonrisa. Perdurarán aquí en la tierra aunque un día se vaya su cuerpo al cielo y sus almas nunca abandonarán la Tierra. Quizás porque no sean terrenales. Sobrepasan nuestra mortalidad humana. El Barcelona ha demostrado que el fútbol es un deporte de asociación y compañerismo, como sus primitivas raíces indican y señalan: "Football Association". El éxito es de todos.

Las individualidades van por detrás del primor colectivo. Xavi, Messi e Iniesta ejemplifican el juego de toque de un conjunto hecho a base de cantera. Leo Messi es un soberano monarca y ganador del Balón de Oro pero el reinado del Barça va para largo y no podría imaginarme que se corone a otro futbolista antes que a Iniesta ó Xavi. Es verdad que Messi se nutre del fútbol de los nuestros, pero es el que mejor lo puede hacer en el mundo, magistral y soberbio en cada encuentro. El extremo blaugrana hace lo que nadie puede hacer.

Messi, el genio solidario, antes de recoger su premio, no dijo: "soy el primero, el segundo mejor y el tercero mejor del mundo" como el anterior, el portugués Cristiano Ronaldo. Messi antes jugó en Riazor y celebró el gol de Ibrahimovic más que él suyo, tras sus dos goles abrazó a sus compañeros y con las manos arriba señaló al cielo, el cielo que apunta a ese paraíso fútbolistico donde residen Messi y el Barcelona del tiqui-taca de Iniesta y Xavi.

Mucho me temo que el paraíso, cuando habló del paraíso, habló del paraíso del fútbol, no exhorta ni orienta a las abdominales de un ególatra y arrogante como Cristiano que se olvida del fundamento del fútbol, el equipo, el originario "Football Association" que vuelve a manifestarse con el nuevo rey del fútbol, Leo Messi. Amén.

No hay comentarios:

Publicar un comentario