PÁMPANO: "EL TRIPLE DEL DOMINGO NO SIGNIFICA NADA"

Ricardo Pámpano es descaradamente joven, tiene tan sólo 17 años, pero destila inteligencia y saber estar sobre el parquet y fuera de él. Aplicado en los estudios y sin complejos para el baloncesto, la nueva promesa del baloncesto andaluz debutó en la ACB este fin de semana con triple incluido. Fue un comienzo con los que sueña uno desde que es pequeño. Engalanado de la zamarra de su equipo de siempre, el Cajasol y ante su público. San Pablo le ovacionó por todo lo alto. En Sevilla tienen sed de cantera y Ricardo es el mejor proyecto que hay en la fábrica del conjunto hispalense. El chico que ya entona la melodía de los sueños posibles no quiere lanzar las campanas al vuelo. Discreto como pocos, sólo piensa en seguir mejorando para hacerse un hueco en el equipo de sus amores.

- Vaya triplazo. ¿Cómo se siente al poner en pie a un respetable como el de San Pablo?

Pues la verdad que es un auténtico orgullo ver a todo el pabellón, al que tantas veces he ido como aficionado, aplaudiéndome. Es las mejor y más gratificante sensación que he tenido en una cancha.

- ¿Cómo viviste las horas previas al encuentro?

Estaba con los nervios típicos de antes de un partido. Estos nervios fueron aumentando a medida que empezó a entrar la gente en el pabellón y yo me veia allí en la pista rodeado de los jugadores a los que voy a ver cada domingo que puedo. Pero cuando uno sale a jugar se olvida del público y no se da mucha cuenta de el ambiente que hay alrededor.

- ¿Y las posteriores?

Pues imaginate, con una alegría inmensa por haber podido debutar en casa y con el equipo de toda mi vida. Es algo inolvidable que no olvidaré jamás. Mis padres están tremendamente orgullosos de mí

- ¿Algún consejo de algún jugador antes del partido?

Todos coincidieron en que estuviera tranquilo y que jugara con confianza. Creen mucho en mis cualidades.

- Jugar al lado de Bullock tiene que ser un lujazo. ¿Qué ha aprendido al lado del norteamericano?

Es un verdadero placer poder entrenar al lado de uno de los mejores jugadores de la ACB. De este tipo de jugadores puedes aprender de todo. Intento fijarme en como se mueve por el campo, en sus movimientos, su tiro, su colocación en defensa. Es completísimo y un referente para mí.

- Debutar en la ACB es un sueño hecho realidad. ¿Sueñas hacerlo algún día en la NBA?

Ojalá. Pero es un sueño que todavía me queda muy lejano. Ahora lo que toca es trabajar para poder tener mas oportunidades en la ACB. Habrá que luchar día a día.

- Ha sido del Cajasol desde pequeño ¿Cómo llegó a los escalafones inferiores?

Llevo ocho años jugando en las categorías inferiores del Caja. Entré con tan sólo nueve años. Entré como muchos otros, mediante las pruebas que el club realiza todos los años. Se cuida mucho la cantera en Sevilla.

- El torneo de Hospitalet fue un punto de inflexión en su corta carrera. Es un hervidero de promesas. El último Mirotic. Antes, Rudy Fernández. Pero muchos se han quedado en el camino. ¿Despuntar tan pronto puede ser contraproducente?

Puede ser contraproducente si a uno se le sube a la cabeza o piensa que ya ha hecho todo. Yo tengo muy claro que lo del domingo no significa nada y que sigo siendo el mismo que hace un mes y por tanto sigue quedando el mismo trabajo por hacer. Me han dado esta oportunidad y tengo que intentar llamar más a la puerta para que Plaza cuente conmigo cuando crea conveniente.

- ¿En qué jugador se ha fijado en su niñez?

Desde que he seguido el baloncesto siempre me ha gustado el tipo de juego de Calderón y Navarro.

- ¿Se ve más en la posición de base o de escolta?

 Me encuentro cómodo en las dos posiciones. Aunque es verdad que debo mejorar más en la posicion de base con vistas al futuro. Es una asignatura pendiente. Tengo tiempo para mejorar. La verdad que es el míster es el que pone y deja de poner. El domingo me colocó de dos unos minutos y yo contentísimo.

- ¿Cómo compagina el baloncesto con los estudios?

Por ahora estupendamente. El año pasado acabé 1º de Bachillerato con una media de 9.7. Este año estoy haciendo 2º de Bachillerato de Ciencias y Tecnologías, y la verdad que supone un gran esfuerzo extra para sacar el máximo tiempo posible y ser capaz de aprovecharlo al máximo, más este año que es de preparación para selectividad. Compaginarlo no es fácil pero con un poco de sacrificio y de organización todo es posible.

- Pida un deseo. Estará presente en nuestras oraciones.

Mejorar esta temporada lo máximo posible, que me respeten las lesiones y que sea un año lo más fructífero posible para el Cajasol. Intentaremos hacer algo grande.


1 comentario:

Anónimo dijo...

La pena que no tuviera más minutos. Hubiéramos comprobado todas las carencias que tiene este chaval. Pero parece que tiene que salir un sevillano de la cantera si o si, aunque sea un petardo.

Publicar un comentario